Mexico

USA

Otros

Problemas para Obama: el Abismo Fiscal


abismo fiscal

Desde que Obama fue reelecto un par de cuestiones desataron las sospechas sobre la expectativa a futuro de la gestión.

Una de ellas fue el tema del “abismo fiscal” que, al parecer es un grave problema en las finanzas del país.

Entérate de qué se trata el Abismo Fiscal y qué implicancias tiene…

Lo fundamental es saber que Estados Unidos debe desactivar el “abismo fiscal” de su Presupuesto lo cual hará que se deban poner límites a las expectativas de crecimiento para aquella economía en el último trimestre de este año y parte del próximo.

En concreto, abismo fiscal se denomina al vacío que queda cuando se realizan cambios progresivos en la aplicación de impuestos. En este sentido, dado que Obama planea reducir los impuestos a los “pobres” o trabajadores y elevar los gravámenes a los ricos y empresarios, la recaudación puede tender a caer porque no es lógico que un aumento moderado justifique y compense una baja tan fuerte.

Ahí está el abismo fiscal a sortear y es el grave problema al que se enfrenta el mandatario.

A este problema no menor, se le suma el relacionado sobre el PIB en el mismo lapso, debido al daño causado por el huracán Sandy en la cadena productiva.

Se espera que para poder resolver el abismo fiscal se implemente un plan secuencial buscando motivar una desaceleración del crecimiento de 1% en el primer semestre del año próximo. Es decir, que no sea superior a ese 1%.

Los analistas especializados indican que bajo un escenario donde se alcancen acuerdos parciales para las escaladas de impuestos, la economía estadounidense se verá en dificultades.

Entonces, encontrar las soluciones escalonadas enfriará el apetito por los activos de Estados Unidos, más que nada porque con una suba de impuestos, que se activará a partir de enero, incluye un incremento del gravamen a la nómina y un ajuste en las prestaciones por desempleo.

Puntualmente pensamos que, las actividades que se realizarán para desactivar el abismo fiscal podrían prolongarse al menos hasta abril del año próximo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *