Mexico

USA

Otros

Paquetes a las Cataratas del Iguazú: conocé una de las Maravillas Naturales del Mundo


En avión, colectivo, como parte de paquetes turísticos ofrecidos por agencias o por cuenta propia, las Cataratas del Iguazú, ubicadas del lado argentino en el Parque Nacional Iguazú, provincia de Misiones, y del lado brasilero en el Parque Nacional do Iguazú en el estado de Paraná, es un destino al que hay que visitar al menos una vez en la vida.

Gracias a sus 2700 metros de ancho y hasta 80 de alto, las Cataratas del Iguazú – llamadas comúnmente como “Cataratas” en Argentina–, además de ser un espectáculo imponente, son una de las cataratas más grandes del mundo, después del Salto del Ángel en Venezuela y del Salto del Tugela, ubicado en las Montañas del Dragón, en el Parque Nacional Natal Real, en Sudáfrica, entre otras.

Las famosas cataratas, a su vez, se encuentran en la profundidad de una reserva declarada como Patrimonio Natural Mundial por la Unesco, donde el tiempo parece haberse detenido y el viajante puede entrar en contacto real con la naturaleza. La frondosidad de la vegetación, el verde encandilante, las exóticas especies de animales y los recorridos en tren ecológico o a pie hacen que las cascadas ubicadas al pie de Río Iguazú sean una de las opciones más elegidas por los turistas a la hora de contratar paquetes para viajes.

Paquetes a La Garganta del Diablo: un destino imperdible

La Garganta del Diablo es, quizás, el sitio más famoso de las Cataratas del Iguazú. Formada por un conjunto de cascadas, la Garganta del Diablo concentra el mayor caudal de agua de las cataratas ubicadas en el norte de Misiones, que son, a su vez, las cataratas con mayor caudal de agua del mundo.

Según encuestas realizadas a usuarios de agencias de viajes cuyos resultados fueron publicados por medios de comunicación misioneros, así como el Museo d´Orsay en Francia y los estudios de Harry Potter en Gran Bretaña, en Argentina y Brasil el atractivo turístico más votado fue la Garganta del Diablo. No es una gran sorpresa, dado que el entorno selvático y la majestuosidad de las cascadas hacen de este destino un verdadero paraíso natural.

Además, el recorrido para acceder a la Garganta del Diablo es realmente pintoresco: desde el lado argentino, ya una vez dentro del Parque Nacional Iguazú, hay que tomarse el Tren Ecológico de la Selva o Tren de las Cataratas, el cual funciona desde 2001 y tiene capacidad para 250 pasajeros. Como su nombre lo indica, el tren no genera ningún tipo de impacto en el medio ambiente ya que es a gas. Una vez que se llega hasta la Estación Garganta del Diablo -pasando la Estación Cataratas-, se debe realizar un recorrido a pie y luego atravesar un puente de acero hasta el mirador de la Garganta del Diablo.

Es importante tener en cuenta al realizar este recorrido contar con una buena hidratación, llevar una cantimplora o botella con agua o bebidas, ropa fresca – el clima en la provincia de Misiones es cálido y húmedo casi todo el año- y abundante repelente de mosquitos. Otra recomendación es que, si bien los animales silvestres pueden parecer amigables, no hay que alimentarlos. Por último, recordar siempre guardar la basura hasta encontrar un cesto donde arrojarla.

Pero ¿por qué se llama Garganta del Diablo?

Ya sabemos que la Garganta del Diablo es la culminación del paseo dentro del Parque Nacional Iguazú. Sabemos que la caída violenta del gran caudal de agua desde 80 metros de alto es un espectáculo imperdible que atrae a turistas de todo el mundo. Pero ¿sabemos por qué se llama así?

Cuenta la leyenda que hace una innumerable cantidad de años, el pueblo aborigen de los guaraníes adoraba a una serpiente llamada Boi a quienes le ofrecían, como sacrificio, una joven doncella todos los años. A la ceremonia, que consistía en arrojar a la doncella al río, concurrían los caciques de todas las tribus guaraníes.

Una vez, un joven cacique llamado Tarobá se enamoró de la princesa a quienes sacrificarían al día siguiente, cuyo nombre era Naipí. Tarobá trató, inútilmente, de convencer a todos los viejos caciques de que la princesa no fuera arrojada a las garras de Boi y, preso de desesperación, la noche anterior a la ceremonia raptó a Naipí y quiso escapar con ella cruzando el río sobre una canoa.

Boi, que todo lo veía, se enfureció y partió el curso del río de tal modo que formó las Cataratas del Iguazú con el cabello de la princesa y a Tarobá lo convirtió en los árboles que enmarcan las cascadas. La serpiente, una vez habiendo separado a los amantes, se sumergió en la Garganta del Diablo desde donde observa que la pareja no vuelva a unirse jamás. Ellos, afortunadamente, tienen una forma de esquivar los esfuerzos de Boi: los días de sol, se unen a través del arco iris.

Las Cataratas: una de las Maravillas Naturales del Mundo

El 11 de noviembre de 2016, las Cataratas del Iguazú celebraron sus cinco años como una de las Nuevas Siete Maravillas Naturales del Mundo. El galardón llegó en 2011 cuando miles de millones de personas de todo el mundo votaron lo que a su criterio eran los lugares más impresionantes y hermosos de carácter natural. El concurso estuvo inspirado en las siete Antiguas maravillas del Mundo y las siete Nuevas maravillas de mundo, y fue impulsado por el multimillonario Bernard Webber.

Las Cataratas del Iguazú comparten el podio con el Amazonas en América del Sur, la Isla Jeju de Corea del Sur, el Parque Nacional de Komodo en Indonesia, el Río Subterráneo de Puerto Princesa en Filipinas, la Bahía de Ha-Long en Viet-Nam y la Montaña de la Mesa en Sudáfrica.

Ya sea por el paisaje, el clima tropical, las vistas panorámicas e increíbles, las Catartas del Iguazú, como dijimos al principio, es un destino obligado para cualquier habitante del planeta, tal como quedó plasmado en el concurso de las Siete Maravillas Naturales del Mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *