Mexico

USA

Otros

la firma de...

AMAR N. DARYANANI





La Fed atemoriza a la bolsa


Como ya dijimos en anteriores ocasiones, las jornadas de fiesta que han vivido las bolsas deberían tener un final, aunque lo difícil es prever qué señal anticipará la corrección. Pero esta semana hemos tenido un adelanto con la Fed estadounidense, y la posibilidad de que el mes que viene revise su plan de estímulos a la mayor economía del mundo. ¿Pueden vivir los mercados sin el soporte de los Bancos Centrales? Las bolsas han dicho “no”.

En EEUU la semana comenzaría sin actividad en Wall Street por la celebración del Día del Presidente. Y aunque a partir del martes los índices neoyorquinos habrían de despuntar, el contenido de las actas de la Reserva Federal terminaron por torpedear la línea de flotación de la confianza inversora. El Dow Jones abandonó ayer los 14.000 lastrado por la resaca de la noticia y los malos datos manufactureros. Habrá que estar atentos a la escalada de tensiones provocadas por la cercanía de marzo, fecha límite para que el Congreso apruebe un acuerdo que evite la entrada en vigor de los recortes del gasto público de alrededor de 85.000 millones de dólares, que se prolongarían hasta el 30 de septiembre.

Sin las referencias de Wall Street, a Europa le tocaba empezar la semana con los datos llegados desde Asia, con la bolsa de Tokio disparada después de que el G-20, tras su reunión del sábado, evitara un pronunciamiento contundente sobre la ‘guerra de divisas’. Las cosas mejoraron mucho el martes en la generalidad de las bolsas europeas gracias al goteo de resultados empresariales y al más que positivo dato del índice ZEW de confianza inversora en Alemania.

Luego llegaría la noticia de la Fed y las caídas generalizadas. Tras un martes de rallys, un miércoles de recogida de beneficios, y un jueves de poca confianza en los mercados. Ayer la bolsa de Milán se desplomaba un 3%. La cercanía de las elecciones italianas, aderezadas con las declaraciones de quienes no quieren ver a Berlusconi ni en pintura, pone la nota de incertidumbre. El Eurostoxx se dejaba un 2%.

Hoy mejoran las expectativas de recuperación gracias al buen dato del índice IFO de confianza empresarial alemán, aunque las dudas permanecen: la Comisión Europea deja atrás anteriores estimaciones y prevé un 2013 sombrío. Más déficit, más paro y mayor recesión en la Zona Euro.

En cuanto a España, la Comisión señala que la recesión será mucho más pronunciada de lo que ha previsto el gobierno de Rajoy: el PIB caerá un 1,4% en 2013 (frente al 0,5% que del Gobierno) y sólo en 2014 se vería una recuperación del 0,8%. La buena noticia es que Olli Rehn ha pedido más información sobre la estrategia fiscal del Ejecutivo, de cara a decidir si se da una prórroga para reducir el déficit por debajo del 3%.

Por otra parte, en cuanto a la renta variable, el IBEX 35 ha seguido la misma senda que marcaban los acontecimientos pero sin llegar la sangre al río. Aunque las noticias de la Fed pusieron en riesgo los 8.000, finalmente consolidó esa cifra y hoy parece borrar las pérdidas semanales empujado por el IFO alemán. El goteo de los últimos resultados empresariales no ha tenido tanto protagonismo como los resultados en las subastas del Tesoro (saldadas con manifiesto éxito).

Sin duda la buena respuesta del mercado de deuda impidió que el IBEX afrontara mayores caídas, y vuelve a dejarnos ante el ya conocido y mencionado rango de los 7.900 – 8.300 puntos. Lo que no se nos puede olvidar es que la cautela sigue patente, y que las bolsas han dado un aviso: no estamos preparados para caminar en solitario sin el apoyo de los Bancos Centrales. Así las cosas, marzo se nos presenta movidito.

Amar N. Daryanani

Analista Independiente

Director de BolsaMercados.com

http://bolsamercados.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *