Mexico

USA

Otros

la firma de...

REDACCIÓN





La bolsa ‘respira’ tras enfriarse las tensiones con Siria


nubarrones

Si la semana pasada hablábamos de incertidumbre en un entorno prebélico, esta semana la relajación de las tensiones diplomáticas ha permitido a las bolsas tomar aire y apostar nuevamente por las compras.

La posibilidad de que Siria ponga las armas químicas a disposición de la comunidad internacional (para su posterior destrucción) podría evitar la intervención armada en Oriente Medio por parte de EEUU, algo que los inversores celebran a pesar de no confirmarse.

El viernes pasado la tensión alcanzaba cotas máximas al mostrar Rusia su apoyo a Siria en caso de un conflicto armado. Los inversores comenzaban la jornada con el susto en el cuerpo, para luego dejarse llevar por el optimismo ante los buenos datos del paro estadounidense (la principal economía crea menos empleo de lo esperado, pero también cae la tasa de paro más de lo esperado).

Esta semana en cambio comenzábamos con la propuesta siria, mediada la intervención rusa, de poner sus armas químicas bajo el control de la comunidad internacional, lo que unido a los buenos datos macro registrados en China, animó a los compradores de uno y otro lado del Atlántico. Wall Street cerraba con compras cercanas al 1%, tendencia seguida en Europa por el Dax y el Mib.

El martes y el miércoles continuarían las compras gracias a los buenos datos de producción china y a la entrega a EEUU, por parte de Rusia, del antedicho plan de desarme sirio, y el posible visto bueno al mismo. Hay que destacar las subidas registradas por Facebook, que visitaba máximos históricos desde su salida a bolsa, así como el batacazo experimentado por Apple (castigado con descensos de un 5%) tras la presentación de su nuevo iPhone, que decepcionó a los inversores.

Ayer en Wall Street se impuso la recogida de beneficios, pues los inversores comienzan a especular con la próxima cita de la Fed de la semana que viene, en la que podría anunciarse el principio del fin de la política de compra de bonos. En el Viejo Continente, sin más noticias sobre Siria y tras conocerse una inesperada corrección de la producción industrial de la eurozona, los inversores tuvieron poco que llevarse a la boca.

Capítulo aparte merece el Ibex 35. El selectivo español terminó la semana pasada con una subida acumulada de un 4,4% y con la vista puesta en la elección de la sede de los Juegos Olímpicos de 2020 en Buenos Aires, con Madrid como ciudad candidata, y el espaldarazo a la recuperación económica del país como esperanza. A la tercera no fue la vencida, y la elegida fue Tokio. Consecuentemente, el lunes el Ibex experimentaba los que serían los primeros descensos de septiembre, encabezados por un sector de la construcción (principal beneficiado si se hubiera conseguido el objetivo) que tanto había descontado el favoritismo de la capital española tras las notas señaladas por el COI en sus informes.

Sin embargo, y desde el martes, el Ibex ha vivido un auténtico idilio con los inversores. Ese día el selectivo se acercaba a su máximo anual (8.823) luego superado con creces el miércoles al alcanzar los 8.875 puntos, nuevos máximos no vistos desde febrero de 2012, con la banca mediana como principal protagonista. Ayer el selectivo cerraba en 8.914 puntos, cifras máximas no visitadas desde hace casi dos años. Esta ‘fiesta alcista’ tiene su apoyo en el mercado de deuda, con una prima de riesgo que vuelve a estar por debajo de la italiana, lo que no ocurría desde abril de 2012.

El ambiente de optimismo nos llevaría a pensar en los 9.000 puntos. Pero creemos que se trataría más de una resistencia que de un objetivo. Como se verá en nuestro análisis técnico, esa resistencia puede ser algo más elevada, pero no podemos olvidar que quedan incógnitas por despejar (caso de Siria) y citas por descontar (como la batería de datos americanos de hoy, y la reunión de la Fed de la próxima semana). Ojo a la posible corrección.

Amar N. Daryanani

Director de BolsaMercados

http://bolsamercados.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *